¿Cómo era Europa en la época en la que fue escrita Carmen?

Prosper Merimee (1803-70) (b/w photo); Private Collection, Ken Welsh.

Carmen es una novela escrita en 1845 por el francés Prosper Mérimé (1803-1870) que narra el amor y desamor entre una gitana (Carmen)  y un soldado (Don José), situándose en España, aproximadamente en el año de 1820.

De acuerdo con historiadores, el escritor francés viajó en varias ocasiones a España, donde la última emperatriz francesa y también española, Eugenia de Montijo (1826-1920), quien fuera esposa de Napoleón III, le narró a Prosper una historia sobre un bandido y su mujer, logrando así la creación de la novela.

Más tarde, el compositor Georges Bizet (1838- 1875) estrenó su ópera Carmen el 3 de marzo de 1875, basada en la novela de Prosper Mérimé, donde el público y sus críticos condenaron la obra al considerarla ofensiva por el papel “degradante” que desempeña el soldado en la historia. Hoy en día es una de las óperas de mayor éxito a nivel mundial.

 

¿Pero qué pasaba en el contexto socio político de Francia y España en ese entonces?

Retrato familiar de Napoleón III con su esposa Eugenia de Montijo, autor anónimo. (1800).

Las revoluciones de 1820 y 1830 en Europa buscaban el cambio hacia  el liberalismo en favor de la pequeña burguesía y de la clase obrera que empieza a tomar conciencia de su situación social, mientras que el nacionalismo surgía en algunos países.

Por ello, la Revolución de 1848 (conocida también como primavera de los pueblos), que inició en Francia para posteriormente extenderse en toda Europa, surge a causa de múltiples factores políticos, ideológicos, sociales y económicos, pero principalmente por la oscilación de precios y salarios.

En Francia, Luis Napoleón Bonaparte, sobrino del general,  asume el cargo como el primer presidente electo tras la Revolución de 1848. A este periodo se le conoce como la Segunda República Francesa (1848-1852).

Sin embargo, luego de 4 años, Luis Napoleón Bonaparte  realizó un golpe de Estado que impondría el Segundo Imperio Francés (1852-1870) por medio de un sufragio popular fraudulento para proclamarse como el emperador Napoleón III.

En este momento de la historia, ya existía el poder ejecutivo, legislativo y judicial; por lo que el emperador modificó la Constitución para establecer un mandato presidencial de 10 años y así concentrar los poderes en el ejecutivo; es decir, creó una dictadura.

“La emperatriz Eugenia”. Artista Franz-Xaver Winterhalter (1854) .

Sin embargo, la Guerra Franco-Prusiana (1870-1871), que inició tras la publicación del telegrama de Bismarck (o telegrama de Ems) y cuyo texto se refería a la vacante al trono en España tras la abdicación de Isabel II, provoca la caída del Segundo Imperio Francés; por lo que  la familia de Napoleón III, fue exiliada de Francia y huyeron a Gran Bretaña, donde más tarde moriría Napoleón III.

Tras la muerte de su marido en Londres y de su hijo en Sudáfrica, Eugenia de Montijo regresa a España, para vivir durante  40 años en varios lugares de su país natal, hasta su fallecimiento a los 94 años de edad. 

Cabe destacar que la emperatriz Eugenia de Montijo actuó como regente de su esposo en ausencia de este e influyó en determinadas decisiones de Estado, como las relacionadas con la independencia, la liberación de los territorios italianos, así como la intervención francesa en México.

Yuquiabe Romero
Periodista y comunicóloga egresada de la UNAM con más de seis años de experiencia en la gestión y difusión cultural, principalmente de la Ciudad de México. He colaborado como editora web y social media manager para líderes de opinión y periodistas nacionales desde el 2014.